Pulso a la inercia de la repetitividad vital. (Por supuesto, perdido).

image

Tomando el impulso de quien nunca quiso correr
se precipitan los miedos
y suman flores que sudan a la piel
cuando trato de restarle centímetros a las grietas
del pasado en las muñecas.

Y me canso de forzar sonrisas que
desternillan  comisuras
en pozas de muertes con prisas
en caras carcomidas por negrura.

Busco casas en antros
cariño en prostitutas
-de las de tapa dura-
que me estallen la espalda contra el barro,
que me escupan en la cara
a ver si así las vistas cambian
o algo.

Pero no. La mierda sigue siendo la misma
se van frustrando las esperanzas
se va hundiendo lento el aliento
y me voy convirtiendo en  puta pródiga
que vuelve tarde-noche
descalza.

Es lo malo de que jueguen
con tus ventrículos en sus manos
sin sus testículos en las tuyas.

Te dan por culo,
sin lugar a dudas.

Laira Valdi

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s